Infecciones por hongos en la piel

Las infecciones por hongos en la piel son causadas por diferentes tipos de hongos, incluyendo a los dermatofitos y las levaduras. Estos organismos invaden y se desarrollan en la queratina muerta, siendo esta una proteína muy delicada que compone la piel, el cabello y las uñas. Existen varios tipos de infecciones fúngicas, que se dividen en diferentes grupos dependiendo de qué tipo de hongo está involucrado.

Tipos de infecciones micóticas en la piel

A continuación se enumeran varios de los tipos de infecciones por hongos más comunes:

El pie de atleta (tinea pedis). Esta es una de las infecciones fúngicas de la piel más frecuentes. Es causada por un hongo que crece en áreas cálidas y húmedas, por ejemplo entre los dedos.

Esta infección provoca grandes molestias en la zona afectada, generalmente picazón, escamas, enrojecimiento así como unas grietas de color blanco, muy desagradables, entre los dedos. Ocasionalmente puede causar ampollas.

pie de atletaUna persona puede infectarse con el pie de atleta al caminar descalza sobre suelos húmedos y contaminados, tales como duchas comunes, piscinas o saunas. Además si no se lava las manos después de tocar una superficie contaminada, puede propagar la infección a otras partes de su cuerpo. Más sobre el pie de atleta aquí.

hongos unasInfecciones de las uñas (tinea unguium). Estas infecciones suelen comenzar en el borde de la uña y se extienden poco a poco hasta la base. Tienden a tomar un largo tiempo para desarrollarse. Los signos más notables son la alteración del color y el deterioro de la uña, pudiendo resultar afectado también el tejido circundante. Cuando la infección ha tomado fuerza, puede llegar a ser muy doloroso usar zapatos. Las uñas de los pies suelen ser más afectadas que las uñas de las manos.

La infección por hongos en las uñas puede ser ocasionada por el pie de atleta que se haya extendido hacia esta zona del pie. Tener una uña muy débil, por ejemplo, debido a una lesión anterior, también puede favorecer el contagio. Más sobre las infecciones en las uñas aquí.

tina corporalLa tiña corporal (tinea corporis). Esta infección suele afectar a las partes expuestas del cuerpo, como los brazos, las piernas o la cara, y causa una erupción en forma de anillo rojo. La tiña es contagiosa. Se puede contraer al entrar en contacto con alguien que ya tiene tiña o tocar objetos contaminados, como la ropa de vestir o la ropa de cama. Los animales domésticos, como ovejas, vacas y las mascotas pueden ser portadores de los hongos que causan la tiña. Más sobre la tiña corporal aquí.

tina inguinalLa tiña de la ingle (tiña cruris). También se le conoce como la picazón de la ingle o la entrepierna y es más común en hombres jóvenes. Esto se debe a que el escroto y los muslos están en contacto cercano y crean las condiciones en las que los hongos pueden prosperar. También puede afectar a las mujeres que usan ropa muy ajustada. Este tipo de tiña puede causar una erupción roja con picazón en la ingle y el área circundante.

Al igual que la tiña corporal, esta tiña es contagiosa y puede transmitirse de la misma manera. Es importante aclarar que una persona puede contagiarse con la tiña de la ingle si tiene pie de atleta y toca la ingle sin lavarse las manos después de tocar su pie. Más sobre la tiña inguinal aquí.

tina cuero cabelludoLa tiña del cuero cabelludo (tinea capitis). Esto puede ocurrir a cualquier edad, pero es frecuente ver cómo afecta a los niños que no han alcanzado la pubertad. La tiña se caracteriza por la aparición de parches en cualquier parte del cuero cabelludo. Sus síntomas pueden ser similares a los de la tiña de la ingle y del cuerpo, por tanto el cuero cabelludo se verá escamoso y se sentirá picazón. La persona afectada también puede desarrollar áreas llenas de pus en el cuero cabelludo, llamadas queriones. Durante la infección puede producirse la caída del cabello dejando zonas calvas, pero este generalmente vuelve a crecer una vez que la infección haya sido tratada. El contagio de la tiña puede ocurrir por compartir un peine contaminado o ropa usada por alguien infectado. Mas sobre la tiña del cuero cabelludo aquí.

intertigoIntertrigo. El intertrigo es una infección por hongos que se puede producir en los pliegues de la piel, por ejemplo en el abdomen (barriga), si se tiene sobrepeso. A menudo es causado por la levadura Candida albicans. Como se ha mencionado, afecta a las zonas donde la piel se frota o causar rozaduras. Una persona que tiene intertrigo, presenta un cambio de color en la piel afectada, de rojo a marrón, y si el área es muy húmeda puede empezar a descomponerse. Más sobre el intertrigo aquí.

pitiriasis versicolorLa pitiriasis versicolor (tiña versicolor). Esta condición es causada por un tipo de levadura llamada Malassezia. Es bastante común y generalmente afecta a los adultos jóvenes después de llegar a la pubertad. Si se tiene pitiriasis versicolor, entonces pueden producirse manchas de escamas en la espalda, los brazos y el torso, así como picazón y piel descolorida en tonos rosa, marrón o rojo. Más sobre la pitiriasis versicolor (tiña versicolor) aquí.

candidiasisCandidiasis (Candida albicans). La C. albicans es un hongo común que a menudo vive en la boca, el estómago, la piel y la vagina para el caso de las mujeres. Por lo general, no causa ningún problema, sin embargo cuando se está enfermo, embarazada, tomando antibióticos o se tiene diabetes, este hongo puede multiplicarse y causar los síntomas de la candidiasis.

Dicha infección a menudo se observa como pequeñas manchas blancas, que dejan una marca roja si se frotan. En las mujeres, la candidiasis vaginal puede causar picazón y una secreción blanca.

Se sabe que puede afectar a los bebés recién nacidos en su boca y esto se denomina candidiasis oral. En dichos casos es fácil confundir la infección con las manchas blancas de la leche. No suele ser grave, pero los bebés con candidiasis bucal en la garganta pueden dejar de alimentarse adecuadamente. La candidiasis también puede desarrollarse en el área del pañal. Más sobre la candidiasis bucal aquí.

Los síntomas de las infecciones por hongos en la piel

Los síntomas y aparición de una infección fúngica en la piel dependen del tipo de hongo que la ha causado, así como de la parte del cuerpo afectada. Por ejemplo, las erupciones causadas por hongos a veces se confunden con otras condiciones de la piel, como la psoriasis y el eczema.

Estas infecciones por hongos pueden causar diferentes erupciones en la piel. Algunas son de color rojo, escamosas y con comezón. Otras pueden producir una escala fina, similar a la piel seca. Por otra parte, el hongo en cuestión puede afectar a una o a varias áreas. En caso de adquirir una infección micótica en el cuero cabelludo, es normal perder algo de pelo.

Ante la presencia de alguno de estos síntomas anormales, es prudente acudir a la consulta médica para obtener un diagnóstico. Para obtener más información, lea nuestras preguntas frecuentes.

El diagnóstico de las infecciones micóticas en la piel

Lo habitual es que el médico haga preguntas acerca de los síntomas y proceda a examinar al paciente. También puede preguntar acerca de su historial médico. Un médico de cabecera suele diagnosticar las infecciones por hongos de la piel al ver el aspecto de la piel y la ubicación de cualquier erupción. Puede ser necesario tomar una muestra de piel o un fragmento de la uña o cabello afectado. Tras examinar la muestra en un laboratorio se podrá confirmar el diagnóstico. Para obtener más información, lea nuestras preguntas frecuentes. Más sobre los test para el diagnóstico de las infecciones fúngicas aquí.

Tratamiento de las infecciones por hongos en la piel

Esfuerzo personal: el médico le aconsejará al paciente que se asegure de secar bien el área afectada después del lavado, especialmente en los pliegues de la piel.

Medicamentos: por lo general, se necesitará usar un tratamiento antimicótico directamente sobre la zona afectada de la piel. Estos son conocidos como tratamientos tópicos. Existen gran variedad de tratamientos en forma de cremas, lociones, pinturas, champús y polvos medicamentosos. Muchos de ellos están disponibles en la farmacia sin receta médica. Es importante leer siempre el prospecto que viene con el medicamento y si tiene alguna duda, consultar al farmacéutico.

Quiz: ¿Padeces de candidiasis?

Realiza este cuestionario y descubre cuán probable es que padezcas de una infección por hongos candida.
> Sí, quiero saber >

Si se tiene una erupción cutánea que cubre gran área de la piel o afecta a las uñas o el cuero cabelludo, puede que se tenga que tomar pastillas. El médico de cabecera puede recetar tabletas si se ha usado un tratamiento tópico que no ha funcionado. Estos tratamientos ocasionalmente pueden causar efectos secundarios, como irritación de la piel y del estómago.

Los síntomas pueden reaparecer, incluso si parecen haber desaparecido por completo. Es importante continuar con el tratamiento hasta dos semanas después de que los síntomas desaparezcan. Para las infecciones en las uñas de los pies se puede necesitar seguir el tratamiento durante algunas semanas, e incluso de 4 a 12 meses. Para obtener más información, lea nuestras preguntas frecuentes. Más sobre los medicamentos antimicóticos aquí.

Vea además: Cómo quitar los hongos de la piel.

Causas de las infecciones micóticas de la piel

Se es más propenso a contraer una infección por hongos en la piel si:

  • Tiene sobrepeso
  • No seca la piel completamente después del baño
  • Entra en contacto con una persona o animal que tiene una infección por hongos de la piel
  • Entra en contacto con objetos contaminados, por ejemplo, ropa, toallas y ropa de cama
  • Camina descalzo en zonas de duchas y piscinas
  • Usa ropa apretada que no permite la evaporación del sudor
  • Padece una diabetes mal controlada
  • Ha tomado un curso de antibióticos recientemente
  • Está embarazada
  • Tiene un sistema inmune debilitado

Prevención de las infecciones por hongos en la piel

Existen medidas para reducir el riesgo de contraer una infección por hongos en la piel y para detener que una infección existente se propague. Algunos pasos preventivos son:

  • Secar bien la piel después de tomar un baño.
  • Lavar los calcetines, ropa y ropa de cama con frecuencia para eliminar los hongos.
  • Llevar chanclas o zapatos de plástico para caminar en zonas comunes y húmedas, tales como duchas, saunas y piscinas.
  • Usar ropa holgada, preferiblemente de algodón o un material diseñado para evitar la humedad en la piel.
  • No compartir toallas, cepillos de pelo y peines que podrían contener cualquier hongo.
  • Alternar los zapatos cada dos o tres días para darles tiempo a secarse.
  • Si se tiene diabetes, mantener los niveles de azúcar en la sangre bajo control.
  • Remojar almohadas, sombreros, peines o tijeras con cloro y agua si alguien en la familia tiene tiña en el cuero cabelludo.

Los niños infectados pueden ir a la escuela, así como los adultos al trabajo, pero es importante practicar una buena higiene para evitar que infecciones por hongos se extiendan a otras personas. Más sobre los hongos en la piel aquí.

Imágenes/Fotos de hongos en la piel

Preguntas frecuentes

¿Pueden los remedios, como el aceite de árbol de té, ayudar con las infecciones por hongos?

No existe actualmente suficiente evidencia científica para decir sí o no rotundamente a la interrogante de si los remedios herbarios pueden ayudar a tratar las infecciones fúngicas. Sin embargo, algunas personas que emplean los remedios a base de hierbas, como el aceite de árbol de té, para el tratamiento de las infecciones por hongos encuentran alivio. Ciertas investigaciones han demostrado que el aceite de árbol de té sí puede ayudar a combatir algunos tipos de hongos, pero estas no constituyen una fuerte evidencia para decir que podemos garantizar una cura efectiva.

Se puede recurrir a ciertos remedios a base de hierbas para tratar una infección por hongos en la piel, si así se desea, pero no es recomendable retrasar la búsqueda de ayuda especializada con un farmacéutico o médico de cabecera. Recordemos que lo natural no significa inofensivo. Los remedios herbarios contienen ingredientes activos y pueden interactuar con otros medicamentos o causar efectos secundarios. No empiece a utilizar cualquier remedio sin consultarlo con un profesional.

Tengo una infección por hongos en las uñas, ¿cuánto tiempo tomará para que mi uña vuelva a la normalidad?

Se puede tardar hasta 12 meses, pero eso dependerá de si la uña afectada está en los pies o las manos. También dependerá de cómo responda al tratamiento.

El tratamiento con medicamentos antimicóticos puede deshacerse de una infección por hongos en las uñas. Las uñas de las manos son más propensas a mejorar con el tratamiento que las uñas de los pies. Sin embargo, el tratamiento no siempre cura la infección. Un médico de cabecera podría remitirte con un dermatólogo para lograr una mejor evaluación y tratamiento. Alternativamente puede remitirte a la consulta de un podólogo.

Los tratamientos para una infección por hongos en las uñas incluyen lociones que se pintan en la uña. Estas funcionan mejor si la infección se trata desde temprano. Otra opción son los comprimidos antifúngicos. Es posible que se tengan que combinar ambos tratamientos, o sea, tomar tabletas y pintar la uña con una loción.

Las tabletas a menudo trabajan mejor que los tratamientos tópicos, sobre todo si la infección se ha extendido más allá del borde de la uña. Estos medicamentos orales pueden tomarse durante diferentes períodos de tiempo, a veces puede tomar hasta 18 meses si se tiene una infección grave en la uña del pie. En ocasiones solo puede tomar 6 meses para que la uña tome un aspecto normal. En otras, lamentablemente, tarda mucho o simplemente la uña nunca vuelve a la normalidad. Es válido aclarar que estas infecciones reaparecen en aproximadamente una de cada cuatro personas afectadas.

¿Mejorar mi higiene de los pies puede ayudar a deshacerme del pie de atleta?

Mejorar la higiene de los pies puede ayudar a controlar una infección, pero por lo general no será suficiente para deshacerse del pie de atleta.

Una persona infectada con este hongo puede notar que la condición mejora si perfecciona su higiene, pero no hay suficiente evidencia científica para saber con seguridad si realmente ayuda a eliminarlo. De cualquier forma, es buena idea asegurarse de seguir las buenas prácticas de higiene corporal. Esto puede evitar que la infección se propague a otras partes del cuerpo, por ejemplo, a las uñas de los pies y la ingle. Además puede ayudar a prevenir que el pie de atleta reaparezca. Más sobre los remedios caseros para las infecciones por hongos aquí.

Las buenas medidas de higiene incluyen: Mantener las uñas recortadas y limpias. Usar chanclas o zapatos limpios de plástico en zonas comunes húmedas, tales como duchas, saunas y piscinas. Secar bien los pies después de lavarlos. Lavar las toallas con frecuencia y no compartirlas. Usar calcetines de algodón y cambiarlos cada día. Alternar los zapatos cada dos o tres días. Seguir un tratamiento intermitente en los pies con polvo antimicótico si se padece frecuentemente de pie de atleta.

¿Por qué salen hongos en la piel?

La parte más externa de la piel incluye en su composición, células muertas que forman una barrera de protección al medio ambiente exterior. Generalmente esta capa es capaz de mantener su propia salud, pero si está afectada, principalmente por alguna rotura o corte, se expone a entrar en contacto con hongos, favoreciendo su establecimiento en la superficie de la piel, generando infecciones.

La aparición de hongos en la piel se produce cuando un área vulnerable entra en contacto con el agente fúngico, ya sea dermatofitos, esporas o levaduras. Esto puede ocurrir de manera directa, si hay contacto con otras personas o animales afectados, e indirectamente cuando la infección es contagiada a través de artículos contaminados, por ejemplo: el piso de vestuarios, duchas compartidas o el intercambio de toallas; siendo estos últimos escenarios los de mayor incidencia y la razón más común porque salen hongos en la piel.

El proceso donde la piel es infectada por un hongo se denomina micosis. Estas lesiones pueden afectar cualquier superficie de la piel, pero son más propensas a aparecer en zonas cálidas y húmedas, como las axilas y la ingle. Las personas obesas, diabéticos y las que están tomando antibióticos tienen mayor riesgo de contagio.

¿Cómo curar los hongos en la piel?

En la mayoría de los casos de infecciones fúngicas de la piel, el tratamiento indicado se basa en la aplicación tópica de una crema, gel, loción o solución antifúngica o antimicótica; estas aplicaciones deben repetirse  por un mínimo de 6 semanas, a fin de asegurar que las esporas de hongos enterradas en la piel no germinen nuevamente y que causen otra infección en el mismo lugar.

Para curar hongos en la piel en casos severos, esos que no responden favorablemente a las aplicaciones de los productos antifúngicos, el medico seguramente pasará a prescribir la administración una tableta antifúngica que puede tomarse por un periodo de 10 a 30 días. Las infecciones secundarias de un hongo de la piel por bacterias pueden causar graves daños al tejido que se encuentra alrededor y debajo del hongo de la piel. Esto requiere medicación antibiótica inmediata y es posible que sea necesario que el medico retire la piel muerta, un procedimiento denominado desbridamiento. Más: Remedios caseros para las infecciones por hongos.

El área afectada siempre debe ser secada a fondo y de existir heridas abiertas, deben ser tratadas con un desinfectante. Hay que señalar que la gestión de la infección por hongos y la prevención de contagiarse nuevamente, es tan importante como el tratamiento mismo.

¿Cómo curar los hongos en la piel por humedad?

Este tipo de infección es bastante común  y puede aparecer en casi cualquier parte del cuerpo, pero con mayor frecuencia en las zonas cálidas y húmedas. Para curar los hongos en la piel por humedad, resultan muy importante adoptar una rigurosa higiene personal; resulta imperativo mantener la piel seca y expuesta; también puede ayudar la aplicación de talcos a fin de evitar la humedad excesiva. En complemento, se deben ser aplicadas de manera tópica, alguna crema o pomada para contra hongos y en casos más severos, es probable que un médico le prescriba al paciente tomar medicamentos antimicóticos por vía oral.

¿Qué pastillas se utilizan para tratar los hongos en la piel?

Una vez que se ha evidenciado que la aplicación tópica de cremas o lociones no ofrecen los resultados deseados, es cuando se evalúa la administración de fármacos orales; las más comunes pastillas que se utilizan para tratar los hongos de la piel son el fluconazol y el itraconazol. Estos medicamentos suelen ser indicados para tratar infecciones cutáneas por hongos severas. Dependiendo de la causa de la infección fúngica es posible que sea prescrito tomar antibióticos (dicloxacilina, eritromicina, o tetraciclina), agentes antivirales (aciclovir, zovirax), corticosteroides (prednisona), Inmunosupresores (azatioprina, metotrexato), inhibidores enzimáticos (acitretina, apremilast), retinoides (acetretin). Recuerde siempre evitar la automedicación y la administración de estos medicamentos debe realizarse bajo la inspección de un médico.

¿Cómo curar los hongos en la piel de bebes?

Los hongos en la piel de bebé deberían desaparecer con el uso tópico de una crema antimicótica. Debido a lo frágil que puede ser la piel del bebé, asegúrate de que el producto contenga 1 o 2 % de clotrimazol o miconazol; no dudes en preguntarle al farmacéutico. Extiende una pequeña cantidad de la crema sobre de la zona afectada dos veces al día. Continúa tratándolo durante semana a dos semanas, tiempo en el que la afección debe presentar una mejoría notable. Recuerda lavarte bien las manos después de cada aplicación. En complemento se debe seguir la rutina de higiene personal; separar toallas, sábanas, ropa, y juguetes del bebé y asegúrate de que nadie más en la familia los utiliza.

¿Qué crema es buena para los hongos en la piel con manchas blancas?

La presencia de manchas blancas en la piel, es una condición extremadamente común que se denomina tiña versicolor. Se trata de una leve infección micótica superficial que puede ser tratada utilizando medicamentos antifúngicos como la terbinafina o el miconazol, que son cremas buenas para tratar hongos en la piel con manchas blancas. Otro recurso adecuado son los llamados champús con sulfuro de selenio. Ofrecen muy buenos resultados y no tienes más que aplicarlos en la zona afectada por las noches para que surtan efecto. Un remedio casero que puede favorecer en la erradicación de esta infección fúngica es el aloe vera. No tendrías más que aplicarte el gel de la planta, darte un pequeño masaje y permitir que actúe un par de horas.

¿Cómo quitar las manchas de hongos en la piel?

Las infecciones por hongos pueden dar lugar a alteraciones de pigmentación de la zona afectada. Los fármacos usados comúnmente para restablecer la normal  semblanza de la piel son: Hidroquinona, que actúa como agente de blanqueo; Tretinoin y el ácido azelaico,  que son agentes queratolíticos; las cremas con extracto de ácido Kojic al 1%, ácido glicólico al 6% también son muy recomendadas para quitar las manchas de hongos en la piel, así como tomar suplementos vitamínicos E y D. Ten presente que el tratamiento de estas manchas puede ser un proceso que puede prolongarse por meses, por lo que debes ser paciente y esperar los resultados.

¿Cómo quitar los hongos en la piel de niños?

En la mayoría de los casos, el tratamiento se realiza aplicando con una crema o una pomada antimicótica al 1 o 2%, combinado con los siguientes cuidados que resultan de suma importancia para quitar los hongos en la piel de niños:

  • Deja la piel afectada al aire para que se pueda secar por completo.
  • No utilices un secador de cabello para secar la piel.
  • Después del baño, seca con cuidado los pies de tu hijo, incluso entre los dedos.
  • Vístelo con ropas sueltas de algodón.
  • Procura que no se rasque la zona afectada, porque puede retrasar la curación y extender la infección. Es posible que tengas que colocarle guantes.

Un tratamiento casero para los hongos en la piel

El vinagre de manzana es un tratamiento casero para los hongos en la piel, muy popular. Debido a la presencia de propiedades antimicrobianas, el vinagre de sidra de manzana ayuda a matar el hongo que causa la infección. Además, su naturaleza ácida suave ayuda a evitar que la infección se propague y promueve la rápida recuperación.

Mezcla dos cucharadas de vinagre de manzana en una taza de agua tibia y bebe dos veces al día.

Otra opción consiste en diluir el vinagre de sidra de manzana con agua en las mismas cantidades y luego aplicar externamente sobre la piel afectada. Deja actuar durante 30 minutos. Incluso puedes empapar el área de la piel infectada en esta solución durante 30 minutos. Cuando hayas terminado, seca el área con una toalla limpia y suave.

¿Por qué salen hongos en la cara?

Las infecciones por hongos pueden aparecer en cualquier parte de la piel, pero es especialmente perturbador cuando se presentan en el rostro. Salen hongos en la cara porque se produce un contacto entre los microorganismos y zonas vulnerables en la cara. Por ejemplo, la piel del individuo podría entrar en contacto con la piel infectada de otro, o piel infectada de otro individuo pudiera contaminar un elemento que otra persona pone en contacto con su cara. Las esporas de hongos pueden estar en el aire desapercibidamente y producirse el contacto; en esos casos, si el individuo no mantiene su cara limpia, aumenta las probabilidades que se infecte.

¿Cómo curar las infecciones en la piel por bacterias?

Las infecciones bacterianas menores pueden desaparecer sin tratamiento. Sin embargo, para curar infecciones en la piel por bacterias persistentes y graves se requiere del uso de antibióticos. Estos están disponibles para uso tópico: cremas, geles, lociones o soluciones; también está la posibilidad de utilizar antibióticos en presentación su administración vía oral, como comprimidos, cápsulas y pastillas, así como inyecciones antibióticas de tipo  intramuscular o intravenosa.

Los antibióticos tienen importantes riesgos individuales y de impacto social y no deben ser prescritos o tomados si no son necesarios o si es poco probable que sean de beneficio, por ejemplo, si la infección es de origen viral; por este motivo siempre debes evitar la automedicación y consultar siempre con un profesional de la salud.

Antibióticos usados para las infecciones en la piel (por bacterias)

Las infecciones bacterianas de la piel, implican una invasión microbiana cutánea con varias causas y severidades. Dependiendo del grado de gravedad, los médicos indican la administración de antibióticos para tratar infecciones en la piel; los de uso tópico más comunes son:

  • Mupirocina
  • Ácido fusídico
  • Retapamulina
  • Neomicina
  • Polimixina
  • Bacitracina
  • Gentamicina

En caso de sospecha de infección sistémica grave con afectación del estado general, es frecuente la utilización de algunos de los siguientes antibióticos:

  • Amoxicilina
  • Ampicilina
  • Ácido clavulánico
  • Cloxacilina
  • Cefalexina
  • Cefadroxilo
  • Cefazolina
  • Cefotaxima
  • Ceftriaxona
  • Cefuroxima
  • Clindamicina
  • Macrólidos

Recuerda siempre que no debes automedicarte y que la administración de cualquiera de estos fármacos, debe hacerse conforme a lo establecido por el médico tratante.

IMPORTANTE: Descarga completamente GRATIS nuestro libro electrónico; “El ABC de las infecciones por hongos”, un libro de lectura IMPRESCINDIBLE para todas las personas aquejadas de infecciones por hongos y con el que serás capaz de:

  • Conocer los tipos de tratamientos y medicamentos disponibles para las infecciones por hongos.
  • Aprender a curar las infecciones por hongos con remedios caseros que !ya tienes!
  • Conocer la prueba casera para el Autodiagnóstico de las infecciones por hongos.
  • Aprender cómo eliminar las infecciones por hongos para siempre.